ideacidad

Archive for octubre 2009

Hoy, de nuevo, he decidido hablar sobre una web interesante que econtré hace unos días mientras estaba buscando por internet restaurantes que sirviesen menús para grupos. La web en cuestión es www.restalo.es.

Ya desde hace unos años en las páginas webs de algunos restaurantes  permiten realizar la reserva online… pero está web es mucho más que eso. Restalo ofrede un listado muy amplio de restaurantes de todo el país de todo tipo de precios (desde chiringuitos en la playa hasta restaurantes de lujo) y de muy diferentes estilos (desde comida mediterranea a oriental, tradicional…) todos ellos con posibilidad de hacer reserva online. Pero esta web tiene un componente interactivo que va mucho más allá de las reservas online ya que requiere de la participación de sus usuarios para que esta pueda ofrecer un mejor servicio (como la web 2.0).

restalo

El usuario, una vez ha introducido la informació sobre cuándo quiere ir a comer y con cuántos acompañantes, tiene la opción de acotar la búsqueda a partir de seleccionar la ciudad (incluso el barrio), el precio, el tipo de cocina o el ambiente (informal, relajado, romántico…). Como resultado obtiene un listado de restaurantes que se ajustan a las características que él mismo ha pedido. A partir de este listado, tiene la posibilidad de acceder a la ficha de cada restaurante donde encontrará la informacion básica sobre este (ubicación, fotos, horario…) e incluso los menús de los que dispone con sus correspondientes precios por lo que se puede hacer una reserva de la mesa conjuntamente con la del menú. La ventaja de reservar a través de esta web y no directamente contactando con el restaurante es que en la mayoría de ellos Restalo te ofrece un descuento entre el 10 % y el 30% (por lo que he podido ver y varían depende del día de la semana) sobre el precio final del menú y la confirmación de dicha reserva se efectua a través de un e-mail por lo que ni siquiera hace falta llamar al restaurante para confirmar la reserva.

¡Pero aquí no acaba todo! Cada restaurante tiene un apartado con opiniones y puntuaciones de los usuarios registrados sobre la comida, el servicio, el ambiente, la calidad/precio y el estado de los baños (de la media de todas las puntuaciones se extrae la puntuación final del restaurante en cuestión). Es interesante ya que las opiniones que aparecen están segmentadas en tres tipos de público: famílias, parejas y grupos. Es por ello que dependiendo de la finalidad de la cena que quieras organizar los comentarios segmentados permiten que las opinones que leas sean más acertadas ya que es muy diferente buscar un restaurante donde cenar con un grupo de amigos que uno para cenar con tu pareja, por ejemplo. Por lo tanto, esta página tiene una parte de foro de opinión especializada en restaurantes que resulta muy útil ya que, a  falta de opiniones de amigos y conocidos, nunca viene mal una opinión anónima.

Para incentivar una mayor participación de los usuarios de la web a realizar reserven sus cenas a través de esta y a que participen puntuando y aportando sus opiniones sobre su experiencia en los diferentes restaurantes visitados Restalo les premia con puntos acomulables y canjeables por cenas gratutitas en los restaurantes incritos en esta web (depende del restaurante es necesario conseguir mayor o menos puntuación). Así por ejemplo por cada reserva entre 1 y 9 personas el usuario recibe el mínimo que son 100 puntos y por el contrario los 1000 puntos que son lo máximo con lo que Restalo premia a sus usuarios se consiguen reservando mesa para más de 40 personas (siempre y cuando luego se opine y puntue el restaurante). Para hacernos una idea, si los premios se inician a partir de los 2000 puntos, tenemos que organizar dos cenas de más de 40 personas para conseguir una cena gratis… o veinte de 9 personas. Quizás es un poco costoso conseguir estos premios pero todos sabemos que lo qué es gratis…

Hace unas semanas que descubrí que el cine de mi barrio añadía a su nombre 3D. No acabé de entender mucho de que se trataba hasta que un amigo me comentó que había ido a ver una película de miedo en 3 dimensiones conseguía dar mucha más impresión y miedo que de la manera tradicional.  Mi sorpresa fue cuando la semana pasada fui a otro cine de Barcelona y también ponía detrás de su nombre que era 3D.

Es cierto que el cine 3D (sí, ese en el que es necesario ponerse unas gafas extrañísimas para verlo) ya hace años que existe pero eran pocos los cines que lo ofrecían (en Barcelona únicamente el Imax Port Vell). Parece que ahora tanto en Barcelona como otras ciudades españolas los cines se están adaptando a esta modalidad. ¿Y esto qué tiene que ver con lo interactivo y la publicidad?

Hace años que el cine está en crisis solo hace falta fijarse en el tanto por ciento tan bajo de presupuestos publicitarios que se destinan a este medio (no llega al 2%) ¿la razón fundamental? Ahora no solo podemos ver las películas comprándonos el DVD o cinta de VHS o yendo al cine sinó que Internet nos permite descargarnos las películas gratuitamente e incluso ha surgido una moda bastante reciente de webs en la que se pueden visionar las películas directamente desde dicha web sin necesidad de descargartela, como es el caso de Cinetube . A parte de lo comentado, el cine es percibido como una forma de ocio cara y muchos, gracias a las nuevas posibilidades para ver cine gratis, prefieren verlo desde casa ahorrándose los 7 euros que suele costar, almenos en Barcelona.

La aparición masiva de cines equipados para poder visionar las películas en 3 dimensiones debido a la crisis que comentaba del cine es, por lo tanto, la respuesta del sector ante la de la crisis del cine tradicional. Tal y como comentamos el primer día en clase de Interactivos, los medios a veces requieren de cambios para poder continuar ya que estos también se ven afectados directamente por los cambios culturales, sociales o ecnonómicos de la población. Por lo tanto, recordando un esquema que dimos en clase puedo decir que el cine 3D:

– Mejora: las películas son más reales, hacen sentirse al espectador “dentro” de la película.

– Recupera: si no se va al cine no se puede ver este tipo de películas.

– Degrada: el precio del servicio es más caro (unos 10 euros, por lo tanto 3 euros más aproximadamente y depende del cine y zona).

– Hace obsoleto: el cine tradicional (aunque eso aún está por ver).

Precisamente, ha sido en un blog que habla exclusivamente del cine 3D, y en el que se trata con más profundidad este teme,  he encontrado algunos datos curiosos que me gustaría añadir. Según este blog las empresas Cinesa-Odenon-Uci están realizando apuestas por la proyección de cine 3D en toda Europa, y, más concretamente en España se estima que a final de año el número de salas de este tipo rocen las 70 (en 23 provincias de las 13 comunidades autónomas).

Y para finalizar quería plantear dos reflexiones: si verdaderamente el cine 3D ayudase a superar la crisis del cine tradicional y el número de espectadores aumentará ¿volvería a subir el tanto por ciento de ingresos publicitarios en este medio? Y ¿y si la publicidad ha de adaptarse a las caracerísticas del medio también será 3D?

El sábado pasado fue mi cumpleaños y nunca antes tanta gente se había acordado de él: este año he batido mi récord personal en felicitaciones y el comentario que más repetí durante todo el día fue “este se ha acordado porque lo pone en el facebook”. Si no fuese por que en Facebook y Tuenti avisan de cuándo es el cumpleaños de cada miembro la cifra de felicitaciones se hubiese limitado a mi círculo más cercano de amigos y alguno otro que tuviese memoria privilegiada para las fechas, como ha sido en cada uno de mis anteriores cumpleaños (se podía decir entonces, tal y como comentamos un día en clase que las redes sociales son extensiones de nuestra mente).

No solo los muros de mi Facebook y mi Tuenti se llenaron de felicitaciones de gente que nunca me hubiese imaginado recibir felicitacion alguna sinó que recibí también muchos mensajes de texto (sms) al móvil que aún me esperaba menos (seguro que habían mirado Facebook ese día). Entonces tuve un sentimiento contradictorio: por un lado me gustó que hubiese tanta gente que me felicitara, por otro,  perdí un poco la ilusión de cada cumpleaños de ver quiénes se van a acordar de tu día ya que ahora no sabes si se han acordado solos o con ayuda de las redes sociales. Por lo que ¡los cumpleaños nunca volverán a ser como antes! Ahora ya no te pueden felicitar solo por sms (creo que la forma más común de felicitación), en persona o mediante llamada telefónica, ahora también a partir de las redes sociales cosa que a mi personalmente no me gusta (aunque reconozco que es útil para felicitar a  aquellas personas con las que no tienes demasiado trato pero a las que sí te apetece felicitar).

Del mismo modo que este caso concreto que he contado hay infinidad de aspectos de nuestras vidas que creo que con la invención de internet han cambiado y que, a veces, es dudoso si este cambio ha sido para mejor o para peor.

Es el caso de los e-mails. Ya no se escriben cartas, no se suelen enviar postales (sobretodo navideñas): ¡ahora se envían mails! Personalmente pienso que es mucho más cómodo, rápido y barato enviar e-mails que cartas pero indiscutiblemente recibir una carta hacía muchísima más ilusión que un e-mail (o recibir una postal física antes que una postal virtual). También es el caso de los chats o msn: ahora se conoce gente a través de ellos e incluso hablas con tus propios amigos y con ello las típicas llamadas en las que pasas horas y horas hablando con esa persona a la que hace tanto que no ves han reducido de forma espectacular (por lo menos en mi casa): ahora solo hace falta hacer una videollamada a través de la cam y no solo escuchas la voz de la otra persona sinó ¡que también la puedes ver! O incluso la gente que encuentra pareja por internet, o que se le declaran por internet, o que quedan por primera vez gracias a internet… No me parece mal pero prefiero lo tradicional en estos casos. Y podría seguir con muchísimos ejemplos más…

Quizás pueda parecer que me resisto al cambio pero no es así solo que en ciertos aspectos prefieriría que no hubiese intervenido internet (me quejo pero soy la primera enganchada al medio). Y lo peor de todo es que esto no ha hecho nada más que empezar… ¿Hasta dónde seremos capaces de llegar?

internet2-300x214

Desde hace ya algunos años que muchos anunciantes se preocupan de la opinión que pueden tener los consumidores y no consumidores acerca de sus anuncios y es por ello que hacen pre-tests (antes de que salga) e incluso post-tests (después).

Hace unas semanas que estoy participando en algo relacionado con esto a través de internet. Se trata de una web nueva llamada Adagreed donde, una vez registrado, te deja puntuar del 0 al 5 un límite de anuncios diarios que pueden ser tanto gráficos como spots. Recientemente ha incorporado novedades y ya no solo se pueden puntuar los anuncios que ellos te proporcionan a través de sus web sino que entrando en la web de Cadena Ser puedes puntuar, incluso, algunos de los banners y anuncios gráficos que aparecen en ella. Según he leido, en la propia página de Adagreed, su intención es conseguir que más páginas webs les permitan puntuar sus anuncios.

Tal y como otros métodos hacen, Adagreed utiliza regalos para incentivar al usuario a entrar diariamente a la web y estar unos aproximadamente 10 minutos puntuando anuncios hasta conseguir un máximo de 1000 puntos diarios. Para ello existe un catálago bastante variado de regalos en el que se exponen también los adlooks (puntos) que necesitas para conseguirlos. Para hacernos una idea: con 6 días viendo anuncios se consigue una entrada para el cine gratis.

A continuación os presento un video donde se presenta el funcionamiento de Adagreed para que lo entendáis mejor.

Hasta ahora conocía otras técnicas mucho más costosos y que requerían de  muchísimo más tiempo y atención. Los ejemplos más típicos son las encuestas online o escritas con infinidad de preguntas sobre los anuncios  o encuestas telefónicas que miden el recuerdo de la población de los anuncios emitidos en televisión. Adagreed en cambio, es un método sencillo e incluso para los que somos “del mundillo” puede llegar a ser entretenido y enriquecedor ya que hay anuncios muy buenos (aunque hay que reconocer que otros muchos son malísimos y que he llegado a poner muchas notas por debajo del 2).

La duda que se me plantea es la efectividad de este método por la extrema sencilleza: ¡sólo has de puntuar del 0 al 5 el anuncio y ni siquiera hace falta que lo mires! Es decir, puedes dejar los anuncios puestos en tu ordenador mientras haces otras cosas en él e ir puntuando cuando veas que se acaba dicho anuncio por lo que no hay ningún control sobre la atención que presta el usuario a los anuncios.

Entonces ¿son fiables los resultados que se extraigan de esta novedosa técnica  en la que lo único que se ha de hacer es puntuar los anuncios del 0 al 5? ¿Qué importancia darán los anunciantes que contratan estos servicios a los resultados obtenidos?

Antes de nada quería presentarme y explicar el motivo de la apertura de este blog.

Me llamo Marta, tengo 20 años (a un día de los 21) y estoy estudiando 4to de Publicidad y Relaciones Públicas en la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona y por unos meses seré ideacidad.

Este blog ha sido abierto como trabajo de una asignatura llamada “Publicitat i Comunicació Coporativa en els Mitjans Interactius” por lo que los temas que apareceran serán relacionados con contenidos de la asignatura.

Espero que os guste.


octubre 2009
L M X J V S D
    Nov »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Mis tweets